excursion autobus besalu

Besalú: viaja a la Edad Media en autocar

En Cataluña podemos encontrar una infinidad de pueblos y rincones con mucho encanto de los que quizá nunca hayamos oído hablar. El turismo en estos lugares no está tan masificado como en otros sitios, pero esto no significa que no haya auténticas joyas que podemos visitar tan sólo alquilando un autocar para despreocuparnos y disfrutar con la familia y amigos.

Viajar en Autocar a Besalú

La que ahora nos concierne es Besalú. Este municipio de curioso nombre pertenece a la comarca de La Garrocha, en la provincia de Girona, de la que lo alejan unos 30 kilómetros; en apenas media hora de viaje estaremos allí. Se trata de una preciosa población medieval que durante la Edad Media fue uno de los epicentros comerciales más importantes de toda Europa.

 

Esta villa se  fue desarrollando alrededor de la fortaleza del Castillo de Besalú, situado sobre un cerro, allá por el siglo X. A partir de esta construcción se fue ampliando y se sumaron iglesias, monasterios y murallas que podremos admirar. Actualmente se le considera uno de los conjuntos medievales más importantes de toda Cataluña. Un lugar ideal para hacer una excursión en autobús con los tuyos.

 

Durante el viaje, puedes cruzar su impresionante puente de piedra y llega al casco histórico del municipio. Pasea por su barrio judío y empápate de la cultura de esa época,  en la que los cristianos y los judíos compartían espacio, tal y como podremos observar en las distintas construcciones: la sinoagoga, la judería y los baños judíos contrastan con las iglesias de Sant Pere, Sant Martí y Sant Vincente. Vuelve a cruzar, si puedes, su puente de noche para saborear también la magia de la luna en sus aguas.

 

Saborea cada fachada, cada camino y cada edificio que harán que parezca que has viajado en el tiempo, ¡pero tan solo estarás a media hora de la ciudad! Todos estos factores han hecho que Basalú fuera declarada Conjunto Histórico-Artístico Nacional en 1966 y que sea uno de los lugares predilectos por los amantes de la cultura de la Edad Media.

 

Su territorio tan solo es de unos cinco kilómetros cuadrados, con lo que en tan solo unas horas podrás visitarla en su totalidad, aunque si quieres prolongar tu visita existen hoteles, casas rurales y apartamentos donde podrás pasar la noche y continuar con tu viaje al día siguiente y disfrutes de sus paisajes y la tranquilidad de la zona.

 

Si deseas continuar tu ruta disfrutando del arte románico catalán, muy cerca puedes visitar municipios como Beuda, Esponellá , Banyoles o Serinyà, donde hacer una pequeña parada para admirar sus iglesias de construcción románica, si bien Basalú merece que te detengas y te recrees en su magia y en su cultura. Lugares excepcionales a los que merece la pena hacer una excursión en autobús.